¿Tu organización ha suspendido por copiar?

Una de las cosas más penalizadas cuando se es estudiante (o aprendiz) es copiar en un examen. En el mejor de los casos, si te pillan, lo suspendes. En el peor, vas a pasar a tener encima la sombra de la sospecha por una buena temporada.

No me extraña, en un sistema reproductor del conocimiento es el peor crimen: Cometer fraude en el momento en el que se supone que debes demostrar que has asimilado lo que debías asimilar.

En el mundo de las organizaciones, como en el mundo estudiantil, hay muchas que copian y a la mayoría no las pillan. Copiar les sirve para seguir con el plan previsto; adaptarse a las necesidades del momento, seguir hacia adelante y pasar de curso.

notas
Fuente: Freepic

En las escuelas de negocio está de moda enseñar mediante casos de éxito, son experiencias “espectaculares” en el sentido amplio. Los asistentes copian lo que pueden y lo aplican a su caso particular. A algunos les va bien, les permite subsistir y poco más.

El problema que subyace detrás de esta actitud es que la actuación no ha pedido un análisis de la situación. Se ha tomado la solución y se ha aplicado, total o parcialmente. Es como tomarte un antiinflamatorio si tu muela tiene una infección. Te aliviará pero no solucionará el problema.

Para aprender, para transformarse no sirve reproducir el modelo. Hay que hacerse preguntas. Entender cuál es el problema que estamos abordando y qué es crítico en él. A partir de ahí revisar la teoría y encontrar el punto de partida hacia la solución.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s