Alfonso ¿Por qué debo tener un blog?. Respuesta a un alumno que me plantea la cuestión anterior.

El presente artículo surge como respuesta a un alumno de 2º de ESO, brillante y enfadado porque sabe que no ha hecho un blog obligatorio y que por tanto va a suspender la evaluación. Así que, en una de las pocas entradas (la última) que ha hecho durante la evaluación, me recrimina una serie de cosas que tras reflexionar decido responderle en modo de correo personal y corresponder, de entrada en el blog, para que le sirva no solo a él sino también a sus compañeros.
63752-OAU898-113
Fuente: diseñado por Freepik.com
Querido Rodrigo,
Contrariamente a lo que piensas el blog sirve para mucho, por eso lo valoro tanto. En primer lugar aclararte que se trata de un blog diario-cuaderno de clase porque en él se ve vuestra evolución individual… Los blogs de quienes se lo han tomado en serio son una pasada y reflejan cómo va creciendo y aprendiendo el alumno, tú y tus compañeros.
Por una parte te enseñan responsabilidad, cosa  muy valorada por las empresas. Hago alusión porque tú haces alusión a eso en tu entrada del blog, aquella en la que me recriminas cosas y en la que me he fijado para responderte con esta entrada. Sin embargo valoro mucho más la capacidad de cambiar el mundo que te ofrece el blog (te lo explicaré hacia el final de esta entrada), que la posibilidad de encontrar trabajo en un futuro, que también.
En segundo lugar te enseña constancia, si tienes como es el caso, la obligación de hacer una entrada semanal.
En tercer lugar puedes aprender a escribir con propiedad y a redactar adecuadamente. Entrenando se aprende y más cuando te corrigen.
También te enseña a relacionar contenidos, por ejemplo al insertar una imagen o elemento multimedia que tenga que ver con lo narrado y con ello se consigue un aprendizaje más significativo. Por cierto, buscar esa imagen también requiere ciertas habilidades con las TIC además de respetar los derechos de autor.
Enseña a diferenciar lo importante de lo trivial al tener que seleccionar las cosas con valor de las que no lo tienen de entre todo lo que sucede en el aula, y por tanto te enseña a relativizar.
Por si eso fuera poco, te está obligando a fijarte en qué haces tú, en qué hacen tus compañeros y medirte no para competir sino para aprender, e incluso, si el alumno es generoso, para ayudar a sus compañeros a crecer cuando, fruto de esa reflexión, detectas alguna carencia en el otro y decides decírselo y ayudarle.
No queda ahí la cosa. Cuando acabe el curso, si has hecho bien el blog, tendrás recogido todo lo aprendido ya que muchas veces se nos olvida porque suceden muchas cosas en el aula y aprendemos otras tantas que nos pasan desapercibidas. Tú habrás hecho tu propio libro de texto.
Además aprendemos a usar una herramienta y aquellos alumnos que lo desean aprenden a dar formato, a mejorar la presentación de las cosas, a hacerlas también más atractivas para que se fijen más en nuestro trabajo y por tanto si está bien hecho nos lo valoren más, es decir no pase desapercibido, porque debemos aprender a poner en valor todo lo que hacemos.
Has nombrado la fecha límite de cada entrada porque te molesta el tenerla. Te está marcando unos tiempos, por una parte para ayudarte a no dejarlo todo para el último momento y por otra, para que se parezca al mundo real en el que las fechas tienen mucha importancia, ya os lo he explicado en clase. Eso nos lleva a ser organizados. Por cierto no te he visto coger un papel o la agenda y un boli y anotar lo que vas haciendo en el aula. Eso también te ayudaría a no olvidar lo que haces, otra de tus recriminaciones y a crear hábitos.
Por si esto te parece poco, como ya te he adelantado anteriormente, el blog está permitiendo que tu trabajo salga del aula, que lo vean muchas personas y si lo vas haciendo bien, tu trabajo puede llegar a la otra parte del mundo y quien sabe…
Voy terminando. Enlazo ahora con lo que te comentaba al principio y que para mi es lo más importante: La capacidad que os da para cambiar el mundo. Os comenté, cuando empezamos a trabajar en el blog, el caso de Malala Yousafzai. Malala era una niña de trece años, más o menos como tú, que tenía un blog, como tú.
Malala escribía cosas como estas en su blog:
“En el mundo, las chicas van a la escuela libremente y no hay miedo pero en Swat cuando vas a la escuela tienes mucho miedo de los talibanes. Ellos nos matarán. Nos lanzarán ácido a la cara. Pueden hacer cualquier cosa”.
“En mi camino a la escuela he escuchado a un hombre diciendo ‘Te mataré’. Aligeré el paso y un momento después miré si estaba detrás de mí pero para mi alivio estaba hablando por el móvil y debía estar amenazando a otro”.
El 6 de octubre de 2012 unos hombres llegaron a su escuela y preguntaron por ella por su nombre. Luego la esperaron a la salida y la atacaron en el autobús. Recibió un tiro en la cabeza.
Pese a todo y gracias a Dios, o a Al-lāh, se salvó y en 2014, se le concedió el Premio Nobel de la Paz “por su lucha contra la supresión de los niños y jóvenes y por el derecho de todos los niños a la educación”. También recibió otros importantes premios.
 
Todo empezó con una idea y con un blog… espero que te sirva mi explicación para entender el valor de un simple blog.
Puedes conseguir más información acerca de Malala en las siguientes fuentes:
Anuncios

Un comentario sobre “Alfonso ¿Por qué debo tener un blog?. Respuesta a un alumno que me plantea la cuestión anterior.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s